Buildings

Registro de cuentos chinos: Consejo de Edificios Altos y Hábitat Urbano

A la gente le encanta mirar hacia arriba y admirar los edificios altos, y a algunos les gusta mirar hacia abajo desde las alturas. Hay algo fascinante acerca de los rascacielos, y una organización ha puesto su mirada en ellos, incluso más que los turistas.

El CTBUH publica periódicamente estadísticas e informes sobre los rascacielos más altos del mundo. Los datos de la organización sobre edificios altos es un importante recurso para los diseñadores y constructores que hacen posible la urbanización vertical.

Daniel Safarik, editor del Diario del CTBUH y recién nombrado director de la oficina de China de CTBUH, presenta su organización y proporciona datos sobre la historia, la situación actual y futura de los edificios altos, así como sobre su papel en la urbanización. 

Buildings
Iconos de la sostenibilidad urbana - Hoy en día, la planificación urbana de la ciudad crea futuros iconos para las ciudades que expresan nuevos mensajes de sostenibilidad, de opciones ecológicas y de vida responsable.
1317 vistas

Creado el 23.02.2015

Las raíces del CTBUH

El Consejo de Edificios Altos y Hábitat Urbano se fundó en 1969 en la insólita sede de Bethlehem, Pensilvania. El profesor de ingeniería estructural Lynn S. Beedle, de la Universidad de Lehigh, se dio cuenta de que se desarrollaban importantes investigaciones en el ámbito académico y, al mismo tiempo, observó una tendencia hacia edificios cada vez más altos con la construcción del World Trade Center, la Sears Tower y el John Hancock Center, edificios en los que se utilizaban técnicas nuevas y diferentes en la construcción con acero.

Beedle reconoció la importancia de crear una plataforma para que ingenieros estructurales y académicos pudieran crear una base general de conocimientos. En la actualidad, todo tipo de partes intervinientes en los edificios altos participan en el CTBUH de todo el mundo para promover un enfoque holístico e interdisciplinario del estudio de los edificios altos y los hábitats urbanos.

Hoy en día, el Consejo tiene como objetivo continuar ampliando la base conocimientos sobre la construcción de altura y explorar su relación con el entorno urbano. El CTBUH actúa, por tanto, como recurso esencial para todas las partes interesadas en la construcción.

Conozca al editor

Daniel Safarik es el editor del Diario del CTBUH. Creció cerca de Chicago, donde pudo conocer numerosos edificios altos, como la Willis Tower, anteriormente la Sears Tower y el edificio más alto del mundo de 1973 a 1998. De hecho, el abuelo de Safarik trabajó como electricista en la construcción de la Sears Tower. De niño, estaba increíblemente impresionado por una foto de su abuelo en el piso 101 con nada más que el vacío detrás de él y la ciudad a unos 400 metros más abajo.

La peculiar formación de Daniel Safarik en periodismo y arquitectura hace que sea idóneo para la actividad del CTBUH. Su trabajo en la organización implica la redacción y la edición de notas de prensa, libros e informes de investigación, así como publicaciones técnicas y estadísticas generales. Como si escribir sobre arquitectura durante todo el día no fuera suficiente, también se encarga de su propio blog, Unfrozen.

Cuando se le preguntó sobre su edificio favorito de todos los tiempos, Safarik mostró tanto su lado romántico como el práctico: “el edificio Chrysler siempre será el ganador del concurso de belleza; nada expresa mejor los locos años veinte y el ingenio estadounidense como ese edificio”. Sin embargo, el oriundo de Chicago no podía olvidar sus raíces: “el John Hancock Center y la Sears Tower de Chicago fueron los que más influyeron en mi desarrollo personal”.”

Los avances sobre los que se erigen los edificios altos

Los rascacielos actuales deben su altura a su historia. Basándonos en el ejemplo de los edificios multifuncionales, Safarik explica cómo los desarrollos actuales han sido posibles gracias a las innovaciones del pasado.

“El creciente número de edificios de uso mixto debe su existencia y potencial de belleza a dos desarrollos arquitectónicos por encima de cualquier otro: los estabilizadores y los megabastidores”. Este tipo de construcción requiere un sistema estructural que no solo aporte estabilidad, es decir, que evite el exceso de balanceo y la incomodidad causados por el viento y los episodios sísmicos, sino que también ofrezca la suficiente flexibilidad para adaptarse a las diferentes necesidades que pueden variar con el tiempo.

Los estabilizadores son un componente clave para lograr dicha flexibilidad. Los rascacielos deben tener un núcleo de gran estabilidad y resistencia. Los estabilizadores, armazones rígidos que se extienden desde el centro hacia el exterior, se construyen en voladizo aproximadamente cada 10 o 20 plantas, lo que proporciona una estabilidad lateral adicional. En algunos casos, las plantas del edificio “cuelgan” del estabilizador que tienen encima, lo que hace posibles interiores diáfanos que no precisan elementos estructurales rígidos como columnas.

Esquema de diseño de estabilizadores para edificios

Los megabastidores, por su parte, proporcionan más estabilidad desde el exterior, lo que refuerza la fachada de una estructura. Actúan como exoesqueleto de un edificio y son especialmente importantes para las formas exteriores libres, curvas y con torsión. Los estabilizadores y los megabastidores son solo dos de los numerosos avances que han hecho realidad algunos de los edificios de mayor flexibilidad y belleza..

“Es más probable que nos encontremos con conexiones horizontales que con edificios de 1 kilómetro de altura en todas las ciudades”.

Daniel Safarik

Director de la oficina de China, editor del Diario del Consejo de Edificios Altos y Hábitat Urbano (CTBUH)

Predicción del futuro: ¿ciudades en el cielo?

Para el futuro, una cosa es cierta: las poblaciones urbanas serán más densas. Pero, lo que no es tan seguro es cómo afrontarán exactamente las ciudades esta consolidación. Aunque los clásicos de ciencia ficción como Metrópolis y Blade Runner han ofrecido algunas visiones intrigantes de ciudades futuristas, es probablemente más fiable consultar a un experto en rascacielos y urbanización como Daniel Safarik.

Según Safarik, el aumento de la urbanización probablemente no traerá muchos edificios de gran altura, sino más edificios de 20 a 50 pisos, y los usuarios necesitarán más conexiones en los niveles superiores. Con el fin de que la vida en los pisos superiores sea más atractiva, los promotores tendrán que llevar a dichas plantas muchos de los elementos disponibles en los niveles inferiores.

Esto significa que todas las necesidades y los atractivos disponibles en los niveles inferiores tienen que empezar a despegar. El aumento de las conexiones entre edificios a través de pasarelas cubiertas contribuirá también a que el atractivo de un edificio ayude a aumentar el de los edificios circundantes..

 

Necesidades de transporte en constante cambio

En lo que respecta tanto al uso del espacio como al consumo de energía, la población mundial ya ha crecido de modo que no es posible que todas las familias del mundo puedan tener una preciosa casa con jardín y perro. Esto significa que la ocupación del reino vertical por parte de la humanidad no es una simple moda, sino una necesidad.

Si asumimos que también necesitaremos más conexiones entre edificios, seguramente contaremos con un entorno de transporte más integrado. Safarik determinó de forma clara y sucinta: “el transporte vertical y el horizontal tendrán que converger”.

Las necesidades de los usuarios del transporte aumentarán a medida que cada vez más personas vivan en las ciudades, ya quieran desplazarse de un edificio a otro, del metro al centro comercial o de casa al trabajo. La aparición de los sistemas de ascensores multicabina, como MULTI, con su potencial para desplazamiento horizontal, supondrá un paso importante en esa dirección.

Los rascacielos y el medioambiente

Safarik también elogia una tendencia actual que equilibra la necesidad logística de la ocupación vertical con la necesidad humana básica de acceso a la naturaleza: los muros verdes. La historia de los muros verdes se remonta a principios de 1990 en la obra del ecologista y arquitecto Ken Yeang, que demostró que un edificio puede soportar más vegetación que el solar en el que se construye.

Los muros verdes pueden implementarse como jardines situados en el interior de los edificios, por lo que los espacios interiores resultan más acogedores. Con la fecha de finalización fijada para mediados de 2015, la Torre de Shanghái dispondrá de varios de estos jardines aéreos en atrios abiertos con restaurantes, cafeterías y supermercados.

En noviembre de 2014, el CTBUH nombró al One Central Park de Sídney el “Mejor edificio alto del mundo” de 2014. El complejo cuenta con muros verdes en el exterior de los edificios, lo que crea un aspecto de hiedra de grandes dimensiones, reminiscente de antiguas construcciones. La vegetación también desempeña un papel importante en la estrategia de sombreado del edificio.

Smart Building "One Central Park" en Sydney

Paraíso de los investigadores de rascacielos

La misión del CTBUH es “difundir información multidisciplinar sobre edificios altos y entornos urbanos sostenibles a fin de maximizar la interacción internacional de los profesionales que intervienen en la creación del entorno construido, y con el fin de poner los conocimientos más recientes a disposición de los profesionales de forma útil”.

La información incluida en el sitio web del Centro de Rascacielos del CTBUH es incluso fascinante para los no profesionales de la construcción. Además, es una forma mucho más sencilla de explorar los edificios altos que el método que Daniel Safarik admitió haber usado de niño: “cuando era niño, solía subir al vertedero soterrado de mi ciudad para ver el skyline de Chicago”.

New York Chrysler Building:
Image 1: Photograph “New York Chrysler Building” by Flickr User Jacob Bøtter, CC BY 2.0

John Hancock Building:
Image 2: Photograph “John Hancock Building” by Flickr User Kyle Monahan, CC BY 2.0

Sears Tower:
Image 3: Photograph “Sears Tower” by Flickr User Allan Henderson, CC by ND 2.0

Sears Tower:
Image 4: Photograph “Sears Tower” by Flickr User Neal Jennings, CC BY-SA 2.0

Shanghai Tower:
Image 5: Photograph “Shanghai Tower” by Flickr User ronghualu, CC BY-ND 2.0

One Central Park Sydney:
Image 6: Photograph “One Central Park Sydney” by Flickr User Rob Deutscher, CC BY 2.0, Design architect: Ateliers Jean Nouvel. Collaborating architect: PTW Architects